Edif. Santa Inés I
Planta Baja

+58 (212) 941.6347
+58 (212) 949.6262 / 6363

El Departamento de Pediatría del CMDLT, reúne en una misma institución a profesionales de diversas especialidades con el propósito de brindar a los niños, adolescentes y jóvenes y a sus familiares servicios integrados en todas las áreas de la Pediatría y de la Medicina de Adolescentes (Ver Clínica de Adolescencia). Todos nuestros integrantes están conscientes de que los niños son parte fundamental dentro de la dinámica familiar y de que si queremos realmente ser efectivos como pediatras, debemos entender, apoyar y convertirnos en verdaderos aliados dentro de estas familias. En otras palabras, nuestros médicos hacen lo posible para que el niño, la niña o el adolescente crezcan y se desarrollen lo más equilibrada y sanamente posible. Con frecuencia, nos toca hablar, referir, discutir con padres, profesores y otras personas allegadas al paciente de forma tal que se coordinen diagnósticos, guiaturas pediátricas preventivas muy anticipatorios y terapias médicas de variada índole y se logre la meta de que los niños restituyan la salud perdida o entonces se prevengan daños mayores. Se trata de un trabajo arduo, pero gratificante en extremo, pues a cualquiera de nosotros si nos tocara escoger de nuevo la profesión, no dudaríamos en repetir esta hermosa rama de la medicina.

El énfasis es, en la prevención de las enfermedades y de los desajustes y desórdenes que pueden afectar a los niños y jóvenes en sus familias y en su desempeño educativo y de interacción social. A la vez los usuarios disponen de excelentes profesionales capaces de solucionar la gran mayoría de las enfermedades y de los desordenes funcionales de la infancia y la juventud.

El marco básico de acción se apoya sobre dos instrumentos fundamentales.

  1. Historia Médica Única, la cual facilita el acceso a la información de salud a varios especialistas que tengan que ver con la atención del niño, tanto en el momento actual como en su vida futura. 
    Por ejemplo, dentro de diez o veinte años, un médico internista o un hepatólogo sabrá fácilmente si su paciente fue vacunado contra la hepatitis, o si padeció lechina o sarampión. Este es un instrumento valiosísimo para cualquier paciente del Centro Médico Docente La Trinidad a fin de lograr su propio Control de calidad.

  2. Trabajo en Equipo, aquí se practica la continua interacción e intercambio de ideas e información entre los diferentes especialistas que atienden a un bebe, niño, joven o a su familia, no solamente al compartir la historia médica única, sino al conversar o al asistir a reuniones de discusión sobre determinado caso clínico, planteándose las diferentes alternativas diagnósticas o terapéuticas. Así vemos, como el pediatra tratante puede fácilmente consultar con otros pediatras o con la Psicólogo o la Fisioterapeuta con la Terapista del Lenguaje. Este intercambio enriquece el manejo de las situaciones y permite la rápida corrección de dificultades y hasta de equivocaciones actuales o potenciales. La experiencia demuestra que este es un gran beneficio para nuestros pacientes y sus familias.

Organización Asistencial 
El Departamento cuenta con Pediatras y Especialistas médicos adscritos al Servicio de Pediatría; Cirujanos adscritos al Servicio de Cirugía Pediátrica; Inmunólogos-Alergólogos en su respectivo Servicio; y una gran variedad de especialistas en el Servicio de Desarrollo, Conducta y Neuropediatría, donde se integran Neurólogos Infantiles con Psiquiatras Infantiles y de Adolescentes, Psicólogos, Terapistas del Lenguaje, Fisioterapistas, Psicopedagogos y Terapista Ocupacional para abarcar todas las áreas del desarrollo y la conducta desde el recién nacido hasta el adolescente y adulto joven. Ver Unidad de Conducta, Desarrollo y Neuropediatría

A los Padres de Nuestros Pacientes

  1. La razón fundamental de trabajar en un grupo pediátrico es la de poder ofrecer a nuestros pacientes y sus padres un mejor servicio y atención independientemente de la hora del día a la cual se necesite.
  2. El Departamento de Pediatría funciona de lunes a viernes entre las 7:00 a.m. y las 7: 00 p.m. Atendemos pacientes previa cita, excepto en las situaciones de emergencia, cuando los niños pueden acudir en cualquier momento dentro de este horario.

    Atendemos pacientes previa cita, excepto en las situaciones de emergencia, cuando los niños pueden acudir en cualquier momento dentro de este horario. Podemos manejar la mayoría de las emergencias menores de la infancia, pero no recomendamos venir con emergencias catastróficas en las cuales se requiera cirugía mayor inmediata como serían los traumatismos múltiples por accidentes automovilístico, o en los cuales se necesite el apoyo de la Unidad de Cuidados Intensivos, ya que el niño tendrá que ser trasladado. Esto, hasta que se culmine la construcción de nuestra Torre de Hospitalización. Los teléfonos para obtener citas son: 941.75.76 / 949.62.97.
  1. Las familias escogen libremente al Pediatra de su preferencia. En ausencia de éste, cualquiera otro de los médicos puede atender una situación de emergencia dentro del horario de actividades.
  2. Las consultas de emergencia, fuera del horario regular serán atendidas por el Pediatra habitual del paciente. Pueden ubicarlo en el teléfono celular o de su habitación, o mediante el sistema de busca personas o tele mensajes. Pregunten a su Pediatra como prefiere que lo ubiquen
  3. También pídale que les recomiende la sala de emergencias a la cual deben acudir cuando nuestras instalaciones estén cerradas o cuando no logren localizarlo(a) rápidamente y su niño tenga una urgencia. Su médico podrá comunicarse telefónicamente con el Pediatra de guardia o se trasladará hacia allá si el caso lo amerita después que el niño haya sido evaluado.
  4. Recomendamos la primera visita al recién nacido sano a las dos semanas. Las visitas regulares de Control Pediátrico serán mensuales durante el primer año. Ocasionalmente durante el segundo semestre pueden ser bimensuales, sobre todo si los padres tienen experiencia y todo viene funcionando adecuadamente. Durante el segundo año se fijaran las citas cada tres meses y cada cuatro a seis meses en el tercero. Posteriormente es conveniente el Control una o dos veces al año, según las circunstancias.
  5. El objeto de las visitas de Control es evaluar periódicamente el crecimiento de su hijo, su desarrollo psicomotor, valorar el estado general de salud, prevenir enfermedades (vacunaciones), revisar los hábitos del sueño, alimentación, defecación y las pautas de crianza, orientables sobre el manejo en general y detectar precozmente cualquier problema.
  6. Al acudir por primera vez con el bebé recién nacido les haremos entrega de la"TARJETA DE CONTROL DEL CRECIMIENTO Y VACUNACIONES" . Les sugerimos conservarla en un estuche plástico y traerla en cada visita. Si su niño ingresó a una mayor edad a nuestro Departamento por favor solicite una si la enfermera olvidó entregársela.
  7. Disponemos de consultantes especialistas en casi todas las sub-especialidades Pediátricas: Inmunología y Alergias, Neumonología, Crecimiento y Endocrininología, Cardiología, Nefrología, Traumatología y Ortopedia, Desarrollo del Niño (Neuropediatría, Estimulación Integral, Psicología, Psiquiatría. Psicopedagogía, Fisioterapia, Atención a los Problemas del Aprendizaje), Cirugía Infantil, Ginecología Infanto-Juvenil, Odontología. 
    Adicionalmente el Centro Médico Docente La Trinidad, ofrece excelentes servicios de Laboratorio Clínico, Imágenes (Radiología, Ultrasonido, Tomografía Axial Computarizada) y Medicina Nuclear, así como especialistas en casi todas las ramas de la medicina.
  8. El Pediatra de su niño recomendará evaluaciones especializadas cuando lo considere oportuno. Si en algún momento ustedes desean tener otra opinión sobre determinado aspecto, es conveniente que lo discutan con su médico, quien está en condiciones de recomendarles lo más apropiado.
  9. Los Pediatras acostumbramos a llamar a otros médicos para consultar con ellos diversos asuntos de los niños que asisten a consulta. Esto lo hacemos con mucha frecuencia. No significa que su niño está muy enfermo, sino que estamos haciendo uso de una de las grandes ventajas del trabajo en equipo, compartir experiencias y contrastar criterios en beneficio del paciente.
  10. Ocasionalmente su Pediatra les indicará que regresen en determinada fecha para aplicar alguna vacuna pendiente. Esto se hará por ejemplo si el niño acudió enfermo a la consulta y le correspondía vacunación dentro de una o dos semanas o ya traía la fecha vencida. En este caso les entregarán una tarjeta con la indicación de la vacuna especificada por escrito y la fecha correspondiente. Únicamente presentando dicha tarjeta estarán las enfermeras autorizadas para vacunar al niño, siempre y cuando él se encuentre sano.
  11. Fuera de esas circunstancias especiales, no se aplicarán vacunas si el niño no es examinado previamente por el médico.
scriptCoin